martes, junio 25
buenos aires, argentina
8.2°C

Noticias

Técnicamente hundido

Los Toritos perdió 1-0 ante Técnicamente en la sede Salguero y llegó a su cuarto partido consecutivo sin ganar (dos derrotas y dos empates). Con algunas bajas en la formación titular y la llegada tarde de otros, el equipo nunca pudo hacer pie en el campo de juego y tuvo su peor actuación en lo que va del Torneo Apertura 2018.

En la mayoría de los encuentros disputados este torneo, Los Toritos mostró como su mayor punto débil la inestabilidad, no sólo de un partido a otro sino en el transcurso de uno: por ejemplo, con Cachamay un gran PT y un pésimo ST. En el que jugó contra Técnicamente fueron constantes los errores. No hubo generación de peligro (excepto un disparo desde afuera del área, y un remate de Guglielmotti tras asistencia de García), la tenencia fue inconducente, se cometieron reiteradas faltas innecesarias, y no se incomodó a un rival que en los papeles (por su rendimiento, sus excesivos goles en contra y escasos goles a favor) había que ganarle.

Esta actuación y el bajo nivel de ambos equipos a lo largo de todo el partido no dejan mucho margen para el análisis. Técnicamente aprovechó una desatención del rival en la pelota parada y encontró el único gol del partido. Por si esto fuera poco, y a Los Toritos le faltara cantar un número para tener el cartón lleno, el goleador García no pudo convertir un penal que fue desviado por el arquero. Este partido, sin dudas, debe servir como principal referencia para el análisis de la situación del equipo y poder encontrar respuestas concretas en vistas de dar vuelta rápido la página y lograr lo que todos desean: buen funcionamiento y buenos resultados.

Fabio López: No tuvo responsabilidad en el gol y su actuación fue correcta.

Agustín Guillén: Debe mejorar su salida y no apelar siempre al pelotazo largo.

Exequiel Ramírez: No sufrió en lo defensivo pero cometió algunos errores en la salida que podrían haber sido gol.

Martín Maiorana: Intentó clarificar y aportarle tranquilidad al equipo, pero no logró contagiar. Correcto en la marca.

Pablo Ricci: Su rendimiento no evoluciona. Sigue siendo desequilibrante y una gran promesa, pero no corrige sus errores (tenencia excesiva, por ejemplo).

Francisco Guglielmotti: Buen primer tiempo, con tranquilidad y llegando al área. En el segundo bajó su nivel y no destacó.

Julián De Benedetto: Nunca pudo entrar en el partido, tuvo poco contacto con la pelota y no aportó la tranquilidad que lo caracteriza.

Guillermo Funes: Similar a De Benedetto, el equipo espera más de él. Ansioso y nervioso con la pelota en el pie, aún sin confiar en sí mismo para jugar.

Dany García: No pudo convertir un penal, aguantó y descargó bien en la situación más clara. No tuvo mucha participación en el partido.

Sebastián López: Inseguro con la pelota en los pies y le costó un poco la marca. Si aumenta su confianza en la cancha rendirá mejor.

Lucas La Mármora: Tuvo apariciones destacadas que comprometieron al rival, pero no pudo dar ese salto para generar situaciones de gol.

Publicado por Manuel Luquet

Periodista. Redactor.